Noticias

Estrategia Regional de Reactivación Social y Económica

Dentro del contexto actual, desde la entidad COGITTRM/ACARMITT, hemos adoptado distintas comisiones de trabajo en las distintas áreas para poder debatir, reflexionar y establecer una serie de pautas claves a la hora de aportar un pequeño granito de arena en una situación que está afectando de manera directa al tejido productivo de nuestra región:
  • Transformación digital: necesario un Plan de Acción en empresas, entidades y colegios que aborde el paso de la “presencialidad” a la “virtualización”, por medio de recomendaciones y descripción de una serie de líneas de actuación que logren la sensibilidad de dar el paso a un teletrabajo real y garantizado por las operadoras de telecomunicaciones, empresas e instituciones oficiales. El derecho a la información, de la información y el laboral deben de estar en un mismo eje para que se consensue de una manera parcial y global la prestación de todos los servicios de nuestro tejido productivo, con especial hincapié en resolver la demanda de información, transmisión de datos y garantizar el esfuerzo institucional y compromiso de afrontar un cambio real, sostenido y equilibrado de los procesos de trabajo. En este apartado es esencial el pequeño comercio, las sociedades que se dedican al sector turístico y establecer un Plan de Choque para apoyar a los autónomos y pequeños empresarios en la adecuación de su modelo de negocio a una situación compleja y poco llevadera, con el objetivo de cumplir con sus obligaciones fiscales, tributarias y otras consideraciones. La transformación digital se tiene que hacer desde arriba y propiciando el cambio de enfoque para llegar a un punto de encuentro para todos los agentes sociales. La Región de Murcia es una región fuerte, saludable y consolidada que debe ofrecer una posición líder y determinación ante el #COVID19. La respuesta es la modernidad de todas las gestiones desde el compromiso y la alianza entre tecnología y sociedad.
  • Reglamento de telecomunicaciones: vivimos en un momento crucial para el sector de las telecomunicaciones, donde la administración y colegios oficiales de telecomunicaciones tenemos que buscar y encontrar una apuesta sólida para un plan de despliegue que cuente con los ingenieros en la puesta en marcha de acciones conjuntas que regulen un para todos los proyectos que se realizan en las localidades, regiones y demarcaciones territoriales, así como tener una distinción por el tamaño y número de personas que viven en un determinado término municipal. Se trata de ofrecer garantías, suministro, calidad y un certificado que garantice que los servicios de telecomunicaciones estén llegando a la ciudadanía con el compromiso de los operadores, sin dejar de lado el control de cada instalación. El Reglamento de las Telecomunicaciones nace como un servicio necesario para todos los agentes sociales, que invita a ser el motor del cambio y logre centrar el esfuerzo de transformación digital de las instituciones públicas, empresas y la propia participación ciudadana.  Además de que estén registrados en la Jefatura de Inspección de Telecomunicaciones (JPIT) de cada comunidad   todos los proyectos de red de Alimentación (RA) y red de distribución (RD). La normativa vigente con el ánimo de facilitar la rapidez de los despliegues FTTH en nuestro país, ha simplificado muchísimo la documentación a aportar para la ejecución de este tipo de redes. No ha articulado ninguna NORMATIVA TÉCNICA BÁSICA y dejando que cada operador imponga criterios propios y entregando un plan que nunca se podrá ajustar a lo realmente desplegado. En otro tipo de instalaciones como las de baja tensión o media tensión si existe esta normativa debiendo registrar tanto proyecto como certificado de la instalación en la dirección general de Industria, lo cual confiere cierta seguridad de que los trabajos ejecutados mantienen unos parámetros de seguridad y quedando patente del itinerario seguido en la instalación. Temas como la fijación e instalación de cableado en fachadas, pasos aéreos, la fijación de CTOS y cajas de empalme en fachada, las pequeñas obras de albañilería, tipología de cableado utilizado, quedan sin normativa y a criterio de los operadores. Tampoco es necesario un certificado fin de instalación que registre los cambios en el itinerario de la red para que la misma quede certificada e inventariada lo cual puede suponer un problema para la administración al no tener constancia de la propiedad y características de la red desplegada en su municipio. Al margen de todo ello que cada operador de a conocer a la administración su inventariado de red sería beneficioso para descubrir la huella real de cobertura y hogares conectados para poder publicar ayudas de una manera objetiva a la zona que realmente lo necesitan.
  • Digitalización: herramientas, sistemas de información y recursos en un espacio para que las personas, empresas, entidades, instituciones y corporaciones, siempre y cuando se respeta el Esquema Nacional de Seguridad (ENS) y el Esquema Nacional de Interoperabilidad (ENI), puedan acceder a un punto de encuentro a través de campañas de comunicación sistematizadas, que atiendan a todos los colectivos de la sociedad y logrando un escenario uniforme para realizar los trabajos del día a día. Potenciar la imagen de unidad, el esfuerzo de la modernidad y la seguridad de las comunicaciones generarán una respuesta en común ante la situación de excepcionalidad que la que vivimos estos días, sobre todo teniendo en cuenta el confinamiento y las obligaciones que esto conlleva en el conjunto de la sociedad murciana.
  • Educación: el reto es conocer el punto de unión entre las telecomunicaciones, la digitalización y el desarrollo de un ecosistema de comunicación que ofrezca, por medio del análisis de datos, soluciones reales en el tiempo de consulta de cualquier persona, entidad, profesional, empresario o estudiante. Consenso y acuerdo para informar de las soluciones digitales que puedan ser empleadas, al margen de las ya establecidas, y garantizar, sí o sí, la calidad de los servicios que permiten que la señal llegue a todos los espacios.
  • Soluciones productivas: comité de expertos en continuo trabajo que permitan el desarrollo de soluciones de gestión, trazabilidad del dato, geolocalización u ofrecer recursos al tejido productivo, desde aplicaciones móviles o sistemas de información en Cloud para aclarar las dudas de la sociedad, monitorizar problemas e incidencias, o bien, el trámite -sin complicaciones- de cualquier solución ante la nueva situación. El punto de encuentro en las instituciones, sociedad y empresas debe de estar regido y liderado de una manera constante entre todos los agentes que aporten valor, soluciones y una coordinación de todas aquellas necesidades de la Región de Murcia.
  • Seguridad: las relaciones profesionales y sociales tienen que estar protegidas desde el primer momento y dentro de un contexto que proteja a los individuos, familias y profesionales en su entorno doméstico y en el trabajo, bajo un protocolo de comunicación y medidas que permitan desempeñar las funciones en el ámbito doméstico y laboral. Además, es necesario indicar el protagonismo del término ciberseguridad, sobre todo como consideración esencial que debe de contar un apartado especial cuando se desempeñan las funciones de teletrabajo por medio del uso y empleo de los sistemas operativos, programas comunes de tareas u otros sistemas que son esenciales en el desempeño de las tareas, funciones y designación de roles en las estructuras de trabajo desde el contexto virtual. La comisión de seguridad debe de indicar y proceder en el desarrollo de documentos, gráficos e infografías que analicen los consejos para mejorar el envío de datos e información por medio del uso de Internet, y considerando que las empresas tienen derecho a proteger determinadas comunicaciones, documentos y archivos como exigen las distintas certificaciones internacionales a este respeto.
  • Confianza: estamos ante el reto de luchar contra algo que no vemos, que no sabemos el tiempo real de vida en superficie, e incluso, en ocasiones, existen dudas reales en la manera en la que transmite y propaga el denominado virus #COVID19. Es decir, no se trata de poner en duda a ninguna entidad, institución o agencia nacional e internacional, sino de buscar una confianza en todo procedimiento de cara a la sociedad, tejido empresarial y en las relaciones con el exterior desde la Región de Murcia, sobre todo con otras Comunidades Autónomas. Es por ello, por lo que tenemos que defender desde la protección, confianza y seguridad el aspecto mediático y de toda nuestra región, que es una de las más atractivas en muchos aspectos. Turismo, producción agrícola, innovación y emisión de importantes hitos en la transferencia tecnológica deben de estar en un mismo espacio y punto de encuentro para velar por todos nuestros intereses para lograr la confianza en todos los sentidos. Los mensajes, la creación de los mismos y su difusión debe de ir acompañada de Casos de Éxitos demostrando que se puede combatir a un agente externo que no entiende de números, etnias, condición social o política, y que se está extendiendo en todo el territorio sin poder determinar con exactitud el número de infectados. Es el momento de asumir por parte de todas las entidades un “punto de apoyo” para trabajar en un escenario de comunicación y trasladarlo a todos los colectivos de la sociedad. El ejemplo, su buena condición, es esencial en un escenario donde la psicología es la clave para reconducir la situación.

En este marco esencial, es necesario atender a una serie de sugerencias en un Plan de Acción que consiga paliar una mayor crisis social, económica y productiva en la Región de Murcia, atendiendo las cifras que en la actualidad estamos evaluando:

Nota: un total de 1.494.442 personas viven en Murcia en el semestre 2 de 2019, lo que supone una variación de 6.779 personas respecto al periodo anterior, según las últimas cifras publicadas por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Gráfico 1: evolución de la población en la Región de Murcia.

Asimismo, es conveniente el esfuerzo de poder llegar a todas las personas, aunque cada entidad trabaja con distintos colectivos especializados debido a la naturaleza de sus estatutos, objeto social o ideario. La peculiaridad de los profesionales que colaboran, trabajan y son socios de COGITTRM/ ACARMITT es su conocimiento de la tecnología, telecomunicaciones y la posibilidad de garantizar -en la medida de sus posibilidades- del acceso a la red, comunicación o espacios virtuales con el acuerdo de las pequeñas, medianas y grandes empresas.

Gráfico 2: número de ERTES presentados debido al #COVID19.

Nota: las medidas de confinamiento decretadas en España desde el pasado domingo 15 de marzo para contener la propagación del coronavirus ya han provocado que las empresas hayan presentado 488.470 Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTEs) que afectan a más de tres millones de trabajadores en toda España.

Gráfico 3: número de trabajadores afectados por los ERTES.

Nota: así se desprende de los datos recopilados por Europa Press a partir de la información ofrecida por las distintas autoridades laborales de cada comunidad autónoma hasta este miércoles 15 de abril, a los que se suman los casi 850.000 puestos de trabajo perdidos en marzo a causa de coronavirus.

Gráfico 4: el desempleo por Comunidades Autónomas.

Nota: hay que hacer un análisis de la subida y bajada del empleo en cada provincia, en especial en la Región de Murcia.

Al margen de otra serie de datos o gráficos, así como referencias y análisis de fuentes de información, COGITTRM/ACARMITT pone a disposición recursos, instalaciones o análisis de todos los profesionales del sector de las telecomunicaciones para facilitar una interlocución válida que se ajuste a las decisiones del Gobierno de la Región de Murcia.

Ayudar de manera activa, participativa y colaborativa con el objeto de mejorar la confianza, seguridad, digitalización, educación y el consiguiente paso hacia una transformación digital por medio del uso y empleo de soluciones productivas que ayuden a los profesionales a mejorar sus procesos de trabajo, sin dejar de lado en otras cuestiones que puedan ser planteadas de manera inmediata, son algunas de las medidas que pueden estar ajustadas en un Plan de Acción concreto que mejore las relaciones sociales y laborales.  

Atentamente;

 

José Antonio López Olmedo

PRESIDENTE DE LA ASOCIACIÓN ESPAÑOLA DE GRADUADOS E INGENIEROS TÉCNICOS DE TELECOMUNICACIÓN.

DECANO COGITTRM/ PRESIDENTE DE ACARMITT

https://www.telecos.zone/index.php/la-asociacion/informacion/junta-de-gobierno

Web  https://www.acarmitt.es/

Tfno. 675520754

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.


Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información